Santa Tecla remontó y venció al Seattle Sounders.

Los pericos ganaron su primer juego internacional ante un Seattle Sounders que se confió mucho tras anotar primer en el juego, Tecla va con la mínima ventaja para el juego de vuelta

Por Gustavo Flores

23 febrero, 2018

Gerson Mayén y su juego tuvieron recompensa en la noche de Las Delicias. Comandado en el juego y en los goles por el talentoso volante, Santa Tecla dio vuelta un partido complicado y se llevó la ida de los octavos de final por 2-1 ante el difícil Seattle Sounders.

Ante buena cantidad de público (algunas entradas fueron regaladas) Da Silva optó por poblar la media cancha desde el inicio con la contención de Quintanilla y Aldair Rivera, Cornejo y Wilma Torres por los costados, con Gerson Mayén tratando de hacerse dueño de los tres cuartos de cancha en adelante y Ricardhino como referencia de área.

Poco y nada había pasado en el juego cuando a los 14’ despertó el partido. Y de la mano de un jugador distinto. El uruguayo Nicolás Lodeiro aprovechó un despeje de Quiñones y de primera la mandó por arriba de Joel Almeida. Golazo con un guante del ex Boca y Selección de Uruguay para abrir el marcador. En la jugada siguiente Ricardinho intentó por arriba del travesaño y se fue apenas arriba. El partido ya era otro.

Pareció sentir el golpe el Tecla y tardó en reaccionar. Después buscó, con más fuerza que fútbol, llegar al área de Frei. Y pocas veces lo pudo conseguir. Mayén se retrasaba demasiado y Ricardinho peleaba siempre en desventaja numérica. Cornejo (su recuperación apuntó a este partido pero estuvo lejos de verse al cien por ciento) nunca fue solución por la izquierda y Wilma Torres no pudo aparecer por la derecha como lo hace en el torneo local.

Sounders se dedicó a cuidar la ventaja y jugar con la desesperación del rival, que lógicamente aumentaba con el correr de los minutos. El francés Jordy Delem y el propio Lodeiro se encargaban de cuidar el balón. Jordan Morris, la referencia arriba, se las arreglaba para preocupar a la última línea local

La insistencia del Tecla estuvo a punto de tener premio en el final del primer tiempo. A los 39’ tuvo la más clara con un extraordinario pase de Mayén para que Ricardinho quedara mano a mano con el portero. Ganó Frei, atento y atlético. Pero Tecla se convenció que podía. Enseguida llegaron más aproximaciones, aunque siempre bien respondidas por el arquero y sus defensas.

Inclinó la cancha el Tecla en el inicio del segundo tiempo. Y fue con más fueza y determinación sobre la portería del equipo estadounidense. Pero las chancs se fueron diluyendo una tras otra, casi siempre encabezadas por Mayén.

Y fue el propio Gerson, otra vez el mejor tecleño, el que convirtió el empate tras una serie de rebotes. El ingreso de Baires tuvo mucho que ver con el progreso en la segunda mitad.

En el 74’ una falta sobre Ricardinho le dio la posibilidad a Mayén de su doblete desde la vía del penal. Nada más justo para el jugador que mejor entendió el partido en la noche de Las Delicias. Doblete y remontada.

“Si se puede” terminó gritando la grada. Y soñando con los cuartos de final de esta competencia internacional. Deberá definir la serie de vista en Seattle. Pero Tecla está empecinado en ser un digno representante del fútbol salvadoreño en Concachampions.

Fuente: El diario de Hoy.